Si no te has enganchado a LinkedIn, es que aún no sabes utilizarlo.

Permíteme que insista…. pero es que me he empeñado en que conozcas LinkedIn, en que disfrutes LinkedIn y en que lo utilices de forma ventajosa para tus objetivos profesionales.
En mi anterior post me parecía necesario que hablásemos de LinkedIn y hacía énfasis en que LinkedIn era para compartir y conocer personas. Personas que nos sirvan y a las que nosotros sirvamos para caminar con ayuda y apoyo hacía nuestros objetivos profesionales.
Pues bien, hoy quiero hablaros de la relación que guardan algunos de los apartados de esta aplicación con nuestro desarrollo profesional y sobre cómo el saber utilizarlos de manera inteligente va a permitirnos marcar la diferencia:

linkedin-911794__180

Tu cara, tu mirada, tu sonrisa, tú: tu foto.

Empiezo fuerte. ¡Ay, ay, lo que veo todavía a modo de foto de perfil! Y lo peor es cuando no veo nada… Por centrarnos en lo positivo: mientras sea una foto tuya, en la que salgas bien y sonrías, que no tengas gafas de sol, ni sea el día de tu boda ni que salga el pelo de tu amiga al lado de tu cara … me sirve. Lo demás, sobra.

Líneas que están debajo / al lado de la foto: tu headline.

En cuanto lo lea debo hacerme una idea clara y veraz de quien eres tú como profesional. Debo saber quién eres a nivel profesional y qué valor me puedes aportar. Estar en desempleo no es ninguna profesión y no te define. Lee la versión extendida de mi opinión al respecto en este post.

Me llegan muchas invitaciones al día a mi perfil. ¿Vas a perder la oportunidad de que conozca qué sabes hacer por decirme que estás en desempleo? No dejes que asocie tu cara a un estado transitorio. Trabaja para que desde el inicio sepa que tú y tu foto sois ingenieros, comerciales o carniceros. Por favor te lo pido, no desaproveches la oportunidad. Jamás escribiré en el buscador “búsqueda activa de empleo” para hacer encontrar un candidato. Yo busco profesionales en “algo”, no personas que atraviesan situaciones.

Eso que te apetece dejar en blanco / lo que aún tienes en blanco: tu extracto.

Y he aquí la oportunidad de que empecemos a hablar en serio. Todo tu trabajo de autoanálisis, de saber en qué destacas, en qué eres bueno, de descubrir tu propuesta de valor y lo que sabes hacer bien y con pasión. Todos aquellos aspectos diferenciales de tus competencias que te permiten desarrollar tu profesión. Todo esto debe aparecer en tu resumen de forma muy sintética y muy fácil de leer.
Las frases de Steve Jobs déjalas para las tardes de lluvia de tu Facebook. Aquí el protagonista eres tú. Tú y lo que haces. Tú y lo bien que enseñas lo que sabes hacer. Y hasta tienes espacio para ilustrarlo con fotos, videos y demás filigranas… ¿qué más quieres?

Todos tus logros profesionales, todo lo que has sido capaz de hacer: tu experiencia profesional.

Desgrana tareas, pero sobre todo, desgrana todo aquello que has sido capaz de sacar adelante. Escríbelo para ti, para que seas consciente de las burradas (en sentido positivo) que has logrado y de tu valía. Cuando lo tengas, cuéntamelo bonito. Redáctalas de forma que hagan reflejo de lo que hiciste en su momento pero también de lo que eres capaz de hacer para tu siguiente empresa.
Permíteme ver tus logros (para esto primero debes saber cuáles son y qué es considerado un logro aunque tu pienses que es algo normal). Si conseguiste mejorar las condiciones de pago con tus proveedores, si conseguiste la reinserción profesional de 11 personas en tu último programa de recolocación, si tienes cero incidencias en tus auditorías de calidad, si con los cambios que introdujiste en el protocolo de atención al cliente las reclamaciones han disminuido, si todos los alumnos del plan de formación que gestionabas han tenido prácticas profesionales porque te dejaste los cuernos visitando empresas… ¡cuéntamelo! ¿Ves cómo no sólo los comerciales pueden explicar sus logros?

Lo que a todos se nos da de lujo… nuestros cursitos, cursillos y cursazos: tu formación.

De este apartado quita todo aquello que tú mismo eres consciente que no aporta ningún valor ahí. No me hace falta decirte más. Lo demás seguro que lo tienes bien.

Vamos a buscar personas… tralará: el buscador.

Empieza la emoción. Ni en el mejor de nuestros sueños…Todas las empresas, todos los trabajadores (no todos, es cierto… se dice que existen personas que no tienen perfil de LinkedIn!!) Usa tu inteligencia en beneficio de tu estrategia. Busca tus empresas objetivo, busca a sus trabajadores. Observa sus perfiles, evalúa en qué medida tú te pareces a ellos. Identifica a tu próximo jefe (yo siempre pensando en positivo, ya sabes).

No te canses de realizar tu particular estudio de mercado. Recuerda que sólo quieres saber qué necesidad tienen para saber en qué medida tú y tu profesionalidad se la podéis satisfacer. De momento, sólo quieres eso. Ni se te ocurra enviarles tu CV, ni se te ocurra preguntarles si tienen trabajo para ti. Es paradójico, lo sé. Esto te lo argumento en mi próximo post.

Lo que parece un libro de cromos, pero no…: las personas que tienes en tu red de contactos.

No están para acumular hasta llegar a +500. Están para revisar y cuidar con mimo. Son personas que has de cuidar como si de una planta se cuidará (he buscado a la persona que me hizo este comentario que me encantó para citarlo y no soy capaz de dar con él, si me lees de nuevo manifiéstate)
Aún me siguen preguntando cosas tales como… “Me han agregado personas que no conozco de nada, ¿las acepto?” La respuesta es… claaaaaaaaro!!! Siguiendo el criterio que tu establezcas de acuerdo a tu estrategia. Pero la respuesta es siempre sí, claro que sí. No olvidemos que nuestro objetivo es conocer personas y ampliar nuestra red de contactos profesionales.

Tu actitud, tu comunicación, tus habilidades sociales, lo que te gusta leer: el inicio y los debates en los grupos.

Linkedin es más que un CV, en LinkedIn se puede ver todo un perfil competencial, LinkedIn está vivo. Esto ya lo has escuchado. Nos referimos básicamente a esto. Cuando estamos siguiendo el perfil de una persona porque nos interesa potencialmente para un puesto, a fin de obtener más información adicional, iremos a su actividad reciente para ver aquellas cosas que comparte y que le resultan interesantes.
En los debates de LinkedIn, existen un montón de personas que captan mi atención con sus mensajes estructurados, inteligentes, honestos y sin pretensiones con la mera finalidad de comunicar, interaccionar, compartir y crecer. Mira cuantas interacciones ha tenido mi anterior post de LinkedIn en este grupo . Algunas ya forman parte de mi red de contactos y me he quedado con un buen sabor de boca con respecto a su actitud. Sin querer dedicaré más tiempo a mirar sus perfiles y a averiguar en qué medida les puedo ser de ayuda. Esa es la actitud triunfadora en LinkedIn.

La trastienda. El lugar en el que se cuece todo: los mensajes privados.

Aquí te la juegas. Tu telita de araña puede crecer sin medida. A mayor capacidad de hormiguita y mayor capacidad de dedicarle tiempo y cariño a regar la planta, mayor será la cosecha. Siempre con honestidad, siempre buscando ver en qué podéis colaborar, qué os une, qué cosas tienes tú que le hacen falta a él y viceversa. Con educación y amabilidad. Nadie se come a nadie y el no ya lo tienes. Igualito que lo que nos decían de pequeños 😉

¿Verdad que LinkedIn es mucho más que rellenar el apartado perfil profesional? ¿Empiezas a intuir la diferencia entre quienes usan de forma activa todos estos apartados y quienes no? ¿Empiezas a preocuparte?

Cuando te ocupes de esto y hagas algo para solucionarlo, ya empezaremos a estar en el buen camino.

¡Feliz viaje y recuerda que si quieres, te acompaño!

Anuncios

23 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Yo dice:

    Hola, yo sólo tengo cuenta en Linkedin porque todos hablan de eso, pero no tengo mucha idea de cómo se usa. Soy de Argentina y no sé si en mi país realmente estas cosas funcionan. Por lo que veo, es más para gente que tenga estudios en marketing u otros ámbitos profesionales, o más cultos, porque no entiendo nada de la jerga que se usa cuando leo los comentarios sobre posts como estos. Tampoco sé qué poner en mi perfil porque mi estudio terciario es poco convencional (medios audiovisuales), trabajo como cajera en un parque de diversiones y ya voy a cumplir 24, y cuando redacto mi perfil todo esto me da mucha vergüenza.
    Estoy pensando en eliminar mi cuenta.
    Salu2

    Me gusta

    1. Elena Arnaiz dice:

      Hola Yo,

      No se por donde empezar!!! Me dan muchas ganas de explicarte todo desde el principio, pero entenderás que en una sola contestación me es imposible.
      La buena noticia es que tienes a tu disposición cientos de blog y de material realmente sencillo y aplicable en internet a tu disposición para que desde el conocimiento y la experiencia puedas evaluar la pertinencia o no de incorporar LinkedIn a tu estrategia.
      Lo único de tu comentario que no puedo pasar de alto, porque me muero de dolor, es que te de vergüenza redactar tu perfil profesional. Por ahí si que no paso! Todo tus esfuerzo, tus horas de sacrificio dedicadas a cumplir con éxito los objetivos de tu trabajo y la cantidad de competencias (atención al cliente, habilidades sociales, autocontrol, organización, memoria, etc) que estás poniendo en marcha cada día que acudes a tu puesto no se merecen que les des ese trato.
      Replanteate todo esto desde lo positivo y dale una oportunidad a la gestión de tu marca a través de esta red social. Estoy convencida de que puedes hacerlo.
      Gracias pot tu honestidad y por comentar.
      un saludo muy cordial.

      Me gusta

  2. admin dice:

    Buen post, Elena!
    Por aportar algo, yo siempre insisto que en el extracto no hay que decir quién eres o qué has hecho, sino hacer un planteamiento desde el punto de vista de marketing (y ahí el “producto” somos nosotros), en que se exprese los problemas que la persona puede solucionar, especialmente si está en búsqueda de un cambio.
    Los CV terminan siendo todos iguales; lo que nos puede diferenciar es, precisamente, los problemas a los que podemos dar solución.

    Me gusta

    1. Luciano dice:

      Estoy de acuerdo en casi todo, salvo que no somos la solución a sus problemas, ya que suena pretencioso sin conocer el problema. Si que tenemos capacidades para enfrentarnos a los problemas, resolverlos, es otra cuestión.

      Me gusta

  3. Alex dice:

    Un título verdaderamente optimista pero erróneo. Poner “punto com” a un “profesional” (en analogía a empresas) y la facilidad de utilización de tecnologías no lo hacen verdaderamente digital. De aquí redunda el fracaso y pesimismo.

    Es más fácil hablar de LinkedIn sin hablar de LinkedIn, si se entendiera profundamente que es marca personal.

    Una pequeña apuesta para un largo recorrido hacia el cambio.

    Le gusta a 1 persona

    1. Elena Arnaiz dice:

      Alex, muchísimas gracias por tu comentario. No entiendo el error del título. Es más, ni tan siquiera lo veo optimista (raro en mi) jejejeje. En todo caso, creo (al menos por la interpretación que he logrado hacer de tus palabras) que coincidimos en algo: entendiendo profundamente qué es marca personal, no concibo hablar de LinkedIn sin recurrir al concepto de desarrollo de marca (autoconocimiento, propuesta de valor, puesta en marcha, visibilidad, networking y ampliación de red de contactos, etc.). LinkedIn es el último punto de un largo recorrido de análisis de nuestras características como profesionales y de la huella que somos capaces de ocasionar.
      Millón de gracias por leerme 🙂

      Me gusta

  4. Gran post. Todavía está desaprovechado el uso de Linkedin por la mayoría de nosotros y nos queda mucho que aprender en temas de conectividad e interrelacion de una manera proactiva y eficiente. Yo que acabo de abrir mi Blog me doy cuenta de que trasmitir cosas a los demás no es tarea baladi si lo quieres hacer sencillo y entendible para tu audencia. Tu lo consigues. Un saludo

    Le gusta a 1 persona

    1. Elena Arnaiz dice:

      Pues muchísimas gracias por tus palabras Marc, luego iré a visitarte en tu blog. Sin lugar a dudas, será una grata lectura. Coincido contigo en que la parte más difícil de esta apasionante tarea de comunicar es buscar una y otra vez la mejor manera de que nuestro mensaje llegué y ponernos en el lugar de la persona para tratar de averiguar qué es lo que puede estar necesitando de nuestro mensaje. Muy difícil pero tan bonito que, sin duda, compensa. Muchísimas gracias por tu comentario y espero que nos leamos muy a menudo Marc.

      Me gusta

      1. Marc Vigilante dice:

        Será un placer Elena! Nos leemos y seguimos en contacto. Un saludo.

        Le gusta a 1 persona

  5. Buenas tardes.

    Lo de la planta no sé si me lo habrás oído a mi pero la verdad es que es una expresión que utilizo me ha gustado el artículo aunque sigo pensando que todavía este país tiene mucho que evolucionar en tema de redes sociales tanto profesionales como de otro tipo porque choca mucho con el derecho laboral y el control que ejerce el empresario sobre ellas. Todavía no sé ha delimitado mediante códigos de comportamiento su uso y en un país dónde reinan las pymes hablarle a un empresario de Linkedin es un poco panacea por lo menos lo que yo observo en mi tierra. Un saludo.

    Le gusta a 1 persona

    1. Elena Arnaiz dice:

      ¡¡Hola Begoña!!
      El comentario fue en un debate de LinkedIn de una persona que no conocía, lo expresó super bonito y no encontré ni la frase exacta ni la persona 🙂 Ya aparecerá, jejeje Del tema de derecho laboral y rrss tu eres la experta, pero en mi humilde opinión las políticas de privacidad de cada red y, por encima de todo, nuestro sentido común y nuestro buen hacer en el desarrollo de nuestra marca han de estar siempre dirigiendo nuestras actuaciones para que así podamos lograr el éxito en nuestros objetivos.
      Mil gracias por tu aportación y un abrazo!!! 🙂

      Me gusta

      1. Hola Elena gracias por contestar a mi comentario como ando desconectada lo acabo de ver. Feliz fin de semana.

        Me gusta

  6. Lucía Álvarez dice:

    Perfiles vacíos, descripciones vagas y poco personalizadas o redes de contactos desatendidas pueden ser la imagen errónea del profesional que hay detrás. Gracias por animarnos a sacar partido a una herramienta tan útil. Sólo cuando nos damos cuenta de su potencial, deja de ser una obligación para convertirse en un gran aliado en el entorno profesional.

    Me gusta

    1. Elena Arnaiz dice:

      Muchísimas gracias Lucía por la extraordinaria síntesis que realizas sobre el uso estratégico de las redes sociales profesionales para la consecución de nuestros objetivos (sea búsqueda de empleo, desarrollo de negocio o identificación de talento para nuestras empresas, ….) Y si, coincido plenamente contigo en qué cuando realmente comprendemos la utilidad y el potencial, cuando tenemos hechos nuestros deberes en lo que a desarrollo de marca personal se refiere… LinkedIn (y otras redes, como por ejemplo, Twitter 😉 ) pasan de ser obligación a devoción. Me ha hecho especial ilusión tu comentario, así que mil gracias de nuevo!!! Un besazo!

      Me gusta

  7. Erica Pérez dice:

    Hola Elena!
    Hasta ahora que he leído tu post creía que Linkedin no era una RS adecuada a mi situación pero a hora ya dudo. Seria igualmente efectivo tener un perfil en el que no se mencione la profesión actual y enfocarlo a otras habilidades para cambiar radicalmente de sector? No se si me explico! Muchas gracias y un saludo!!

    Le gusta a 1 persona

    1. Elena Arnaiz dice:

      Erica, necesitaríamos mucho más trabajo juntas para que realmente puedas llegar a darte una respuesta a la cuestión que me planteas. Escríbeme un directo en LinkedIn detallándome más tu situación para que pueda lanzarte unas preguntas (uno de mis primeros post es “Yo no te voy a decir lo que tienes que hacer” y es toda una declaración de procedimiento 😉
      De momento, sólo adelantarte que para mi es un exitazo haberte hecho dudar. Busco precisamente eso, generar reflexión, que hagamos las cosas porque así lo hemos decidido teniendo mucha información y puntos de vista diferentes al nuestro. Sólo así se produce el cambio y el desarrollo.
      Millón de gracias por tu comentario!

      Me gusta

  8. Muy buen artículo, Elena. Resume bien los méritos de Linkedin y cómo explotarlos

    Le gusta a 1 persona

    1. Elena Arnaiz dice:

      Muchísimas gracias Daniel por regalarme tu comentario. Sabes que viniendo de ti me hace especial ilusión!!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s